sábado, 23 de abril de 2011

BUENOS MOMENTOS

Hacía ya un tiempo que no escribía nada de nuevo en éste espacio.
Por fin hoy, diada de Sant Jordi, me decido a incorporar unas letras acompañadas de imágenes.
Estos últimos meses la maldita crisis me está haciendo pasar ratos verdaderamente desagradables, peeeero… sin embargo, mi vida social a aumentado satisfactoriamente, he conocido gente estupenda con la que he compartido, junto con el Miravent, momentos estupendos de navegación. Buenos momentos en el mar, buenos momentos en tierra. Estupendas sobremesas, charlas apasionantes, cervecitas frescas, café y fondue de frutas, mas charlas, días soleados otros un poco nublados, viento fresco, la sal del mar…

buenos momentos y apasionados momentos.
He aprendido que la vida es un camino que hay que llenarlo de paisaje continuamente y por supuesto de paisaje que estimule y cargue de energías al alma, aprovechar todo lo positivo que te brindan las circunstancias del momento y disfrutar de la compañía de los que están a tu alrededor, deshacerse de prejuicios y entregar a los demás lo mejor de uno mismo, aunque a veces cueste un poquitín, pero no por eso hay que dejarlo de practicar.

Gracias a todos los que me habéis acompañado hasta aquí, a los que habéis disfrutado y compartido esos buenos momentos conmigo, y los que seguiremos compartiendo


Enamorao de la vida…


Gracias Miravent


video

domingo, 7 de febrero de 2010

EL MONTCAU Y LA MOLA

Después de tantos días de lluvia y cielo gris, luce por fin el sol, el aire está limpio y claro, eso sí, sopla un vientecito moderado que si te pilla en la sombra te hiela los huesos.
Ante tal panorama meteorológico decido salir a la montaña a estirar las piernas, que buena falta hace, y heme aquí con mi hijo Aleix y una pareja de amigos, Peggy y Pepe, que ponemos “rumbo” al Parque Natural de Sant Llorenç del Munt. Al final planteo hacer un ruta senderista de lo más popular y clásica donde las haya, subir al Montcau (1.056m), descender y seguir hacia La Mola (1.104m).
No era difícil de prever que además de ser una clásica ruta el buen día que reinaba daría pie a cantidad de gente a realizar la caminata, aunque la mayoría hacía sólo la ascensión a La Mola.
Algo más de cuatro horas, andando por caminos rodeados de encinas, que nos resguardaban del viento gélido que soplaba, pero cuando se abría el bosque las orejas eran las primeras en notarlo, heladitas se quedaban, pero el paisaje que se nos mostraba en esos claros valía la pena.

Inicio de la ruta, desde el Coll d'Estenalles
El Montcau

Vistas subiendo


Arriba en el Montcau
Descendiendo, al fondo La Mola









Llegando a La Mola
Ya estamos arriba


En la cumbre nos encontramos con el Monasterio Benedictino de Sant Llorenç
Vista del Montcau con el Cadí al fondo
Vista de Montserrat
De vuelta al punto de partida

Caretos

Al pie del Montcau

Terminamos el día en casa de mis amigos, degustando una exquisita paella de pollo que nos elabora Peggy, buena buena de verdad.

Y hasta aquí el relato de esta salida, que sin grandes pretensiones nos amenizó el sábado la mar de bien. Saludos.

lunes, 7 de septiembre de 2009

PIES DESCALZOS

Por fin, mis pies andaban descalzos sobre la arena, la arena de La Graciosa, 600 millas náuticas de océano me separaban del puerto de partida, Mazagón, de la provincia de Huelva. Tres días y medio de navegación con vientos portantes, mecidos por la ola Atlántica, empujados por el Aliseo, escuché tantas veces este nombre…! y ahora me siento envuelto por él, recorre mi cuerpo abrazándolo, aunque he de confesar que en las primeras 100 millas me traicionó mi estomago, navegando a un descuartelar con ola incómoda, hacia tiempo que no pasaba una noche tan desagradable…
Dos barcos partieron rumbo a Canarias, El Bahia las Islas y el Caps III, un Puma 43, en él fui de tripulante, acompañado de su patrón, José Antonio, y dos tripulantes mas, Cristina y Carlos.
Ahora, mis pies están descalzos, La Graciosa ha sido mi "Caribe" particular, mi pequeño sueño hecho realidad, La Graciosa dio sentido a mi navegación, Caleta del Sebo, con su pequeño puerto lleno de veleros transmundistas, sus calles sin asfalto, solo de fina arena, la barbacoa para cenar en la cantina, con las tripulaciones de ambos barcos, amenizada por un par de músicos isleños que hacían volar mi alma con sus notas, las conversaciones sobre la navegación realizada, y la que harán los dos patrones mas adelante, José Antonio y Angel, pondrán sus vidas y sus barcos rumbo al otro lado del Atlántico…


Entrada la noche con un GinTonic en la mano y envuelto de música, dejo que mi cuerpo siga las notas, sobre la arena, descalzo, bailo...? Hacía tiempo que no lo intentaba, en este instante me siento bien, este instante es mío, es mi isla…
En este viaje he sentido muchas cosas, muchas reflexiones, pero las guardaré solo para mí, las imágenes hablarán de navegación y sueños posibles, el Océano es muy grande pero siempre habrá un viento que nos lleve al reencuentro.

LA GRACIOSA

Navegando en el Caps III

video

Saliendo del puerto de Mazagón ( Huelva

El Bahia las Islas, rumbo Canarias, durante mas de tres dias, estuvimos siempre navegando a la vista.
Pasada la primera noche, al alba del nuevo día nos encontramos con un visitante

El Capi, contento con la pesca


Llegamos de noche a La Graciosa, fondeamos al lado de Caleta del Sebo, por la mañana entramos a puerto.


Las dos tripulaciones de relax, tomando cervecita fresca en la cantina.


Comida en el Caps III, Cristina y Angel nos demostraron sus artes culinarias, el pescado estaba sabroso sabroso!!

Después de comer, paseo de tarde


Navegando rumbo a la isla de Lanzarote

Abarloados en Marina Calero (Lanzarote)

Al día siguiente seguimos navegando


Llegada a Marina Rubicón (Lanzarote)


El emblemático Bar One, donde nos acojieron estupendamente.



Fondeados en Isla de Lobos, acompañados de Alex, hace ya varios años que se vino de Barcelona y se quedo por aquí a vivir y navegar, un poco poeta y soñador... buen tipo.


El resto de días los empleamos en hacer turismo por la isla de Lanzarote, paisajes espectaculares de una ruda belleza


Desde el avión, de vuelta a casa.


A esos dos patrones, José Antonio y Angel, Caps III y Bahia las Islas, os deseo la mejor de las singladuras, los mejores vientos para llevar a cabo vuestros sueños, un sueño que ya habeis empezado a vivir.

Nos vemos en el océano !!!